Vitosha

Vitosha es una montaña situada a las afueras de Sofía, capital de Bulgaria, y también su parque natural asociado (el más antiguo dentro de los Balcanes).

Bulgaria_Vitosha_BoyanaRecomendamos entrar al parque por la zona norte de Boyana, porque así se puede visitar la Iglesia de Boyana ortodoxa, medieval y Patrimonio de la Humanidad, famosa por sus frescos, representantes del arte cristiano medieval.

Bulgaria_Vitosha_cascadaDesde esa entrada visitar el parque es sencillo, hay rutas decentemente indicadas. La más bonita es la que lleva (tras varias horas de ascenso) hasta una cascada preciosa y un lago. Atravesando algunas zonas con vistas a la ciudad y columnas del teleférico que lleva a su cumbre. Es un paseo agradable y tranquilo, a través del bosque.

Hay líneas de tranvía y autobuses bastante regulares desde la ciudad (las que pasan por el bulevar Tsar Boris III), pudiendo visitarlo en el mismo día llevando el avituallamiento necesario (comida y bebida). También se puede dormir allí en algunos refugios, pero están cerrados la mayor parte del año. Y en invierno se puede esquiar y realizar otros deportes como escalada en paredes de hielo.

Bulgaria_Vitosha_paisaje

Restaurante Shtastliveca

trioviajero__restaurante_shtastliveca_Veliko_Tarnovo

En la pequeña y montañosa ciudad de Veliko Tarnovo en Bulgaria, encontramos un restaurante que ofrece una gran experiencia culinaria.

postre_Shtlastivetsa_Veliko_Tarnovo

Postres

El restaurante Shtastliveca, “Щастливеца” en búlgaro, se localiza a tan sólo 15 minutos a pie de la Fortaleza de Tsaverets, sobre la vía principal que recorre toda la ciudad. Su decoración elegante y colorida, junto con el ambiente hogareño hace que sea el lugar preferido por los locales. El menú es extenso como en todos los restaurante búlgaros, no obstante los precios son demasiado accesibles y los platillos bien servidos.

cuenta_Shtlastivetsa_Veliko_Tarnovo

Cena para tres con postre y bebidas

Se recomienda reservar con anticipación ya que es muy concurrido, así como pedir alguna de las mesas del fondo pues cuenta con una terraza que ofrece una excelente vista de la ciudad. Una vez dentro no hay que dejar pasar uno de los entrantes peculiares de la cocina búlgara, la lengua de res a la mantequilla.

Monasterio de Rila

Bulgaria_Monasterio_de_Rila

El Monasterio de Rila es Patrimonio de la Humanidad y una de las maravillas búlgaras, por lo que a escasas dos horas de Sofía es una visita obligada en un viaje a Bulgaria.

Nosotros fuimos en coche de alquiler pero también hay un autobús que sale de la estación Ovcha Kupel en Sofía a las 10:20 y regresa a las 3 de la tarde. En el improbable caso de perderlo siempre queda la opción de dormir austeramente en una habitación del monasterio.

Enclavado en la montaña, fue fundado en el siglo X y lo más espectacular son los frescos que decoran tanto el interior como el exterior de la iglesia, siendo especialmente coloridos los del portico. Además, podemos visitar el museos del monasterio y el etnográfico, al precio de 8 levas (4€) cada uno.

Pin It on Pinterest